UNA CIUDAD QUE NOS DÉ ORGULLO

UNA CIUDAD QUE NOS DÉ ORGULLO

Isabel vive hace más de 30 años en Villa Mónica Nueva. Me invitó a charlar con ella sobre su sueño de vivir en una ciudad donde las calles estén asfaltadas y los vecinos vivan mejor.

Su gran deseo es que sus nietos puedan crecer orgullosos de la ciudad en la que viven. Por eso tenemos que unirnos para dejarles un Varela mejor.